Animales

Cómo saber si un perro tiene fiebre

Pin
Send
Share
Send
Send


Es muy necesario conocer en todo momento la temperatura de nuestro perro, para poder actuar con rapidez.

Una de las mejores formas de saber si nuestro perro tiene fiebre o no tiene fiebre es prestando atención a su comportamiento. Los cambios más comunes que pueden sucederle en su cuerpo son: nariz caliente y seca, carácter nervioso y apático, ojos aguados y temblores en temperaturas altas.

Normalmente, la temperatura habitual de un perro debe oscilar entre los 38 y 38,5 grados. Si ésta es más alta puede deberse a infecciones o enfermedades que habrá que tratar con urgencia.

Si tu perro presenta alguno de estos síntomas, lo mejor es usar un termómetro rectal para sacarnos de dudas. Otro termómetro que funciona eficientemente es el del oído.

¿Qué hacer si mi perro tiene fiebre?

Lo primero que debes hacer si tu perro tiene fiebre es acudir al veterinario para determinar las causas y tratamientos. También hay cosas que puedes hacer en casa en casa antes de visitar el veterinario aunque si ves que la fiebre persiste al cabo de dos días, deberás acudir sin falta al veterinario.

Algunas de las cosas que puedes hacer en casa:

- Refrescar sus patas y orejas

- Coger una compresa fría y ponerla en su barriga

- No bañarlo con agua fría

- Prohibido medicamentos para humanos

- No aplicar hielo.

Aún así, lo más recomendable es llevar tu perro al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de malestar.

Cómo saber si un perro tiene fiebre

La temperatura basal normal de los perros oscila entre los 38.5 y 39º aproximadamente. En momentos de infección u otras enfermedades, esta tempratura puede subir: la fiebre es el escudo natural del organismo frente a agentes agresivos. Es decir, es la forma que el cuerpo tiene de protegerse ante bacterias, virus y otros anticuerpos para poderlos combatir.

Síntomas de fiebre en un perro

Si tu perro tiene fiebre, debes acudir cuanto antes al veterinario. Pero ¿cómo saber si un perro tiene fiebre? Estos son los principales síntomas de la fiebre en un perro:

  • La trufa (nariz) está seca y caliente al tacto.
  • Ojos lagrimosos y neblinosos.
  • Apatía, falta de apetito, muchas horas de sueño. O todo lo contrario, un nerviosismo fuera de lo habitual.
  • Si la temperatura es muy elevada, puede sufrir temblores.

Si observas estos síntomas de fiebre en tu perro y sospechas que la puede tener, es necesario tomarle la temperatura cuanto antes, ya sea en casa o en el veterinario.

Cu > (Foto via: animalmascota)

Como decimos, es esencial que acudas al veterinario para que diagnostique a tu mascota y le recete el tratamiento necesario. Pero sí hay ciertas cosas que puedes hacer en casa para que tu perro se sienta mejor. Además de darle los medicamentos que el veterinario indique, puedes llevar a cabo este tratamiento de la fiebre en perros:

  • Ayudarle a hidratarse. En caso de fiebre, se deshidratará muy fácilmente y es necesario mantenerlo. Si tiene desgana y no quiere beber agua, puedes darle caldo de pollo sin sal. Lo importante es que vaya reponiendo líquidos.
  • Si tu perro tiembla mucho, tápale con una mantita y quédate a su lado para darle calor y apoyo. Se sentirá muy reconfortado.
  • Si la fiebre no baja, puedes darle un baño con agua tibia, o pasar un paño húmedo por su cara y barriguita.
  • Vigila el estado de su nariz: si recupera su temperatura normal y su humedad natural, significa que la fiebre está remitiendo.
  • No dudes en volver al veterinario si no mejora o incluso si empeora pasados unos días.

Ya has aprendido cómo saber si un perro tiene fiebre. Si sigues todas las indicaciones de tu veterinario y cuidas mucho a tu mascota en casa, estamos seguros de que se recuperará muy pronto.

Saber si un perro tiene fiebre es imprescindible para detectar si nuestra mascota está realmente enferma.

Todo aquel que tiene un perro en casa sabe lo mucho que se quiere, pero ellos no tienen el modo de decirnos con palabras que están malos o que se encuentran, incluso nos costará saber si tienen fiebre o no. Veamos a continuación entonces, una guía de pasos en la que te explicamos cómo saber si un perro tiene fiebre.

Detectar si un perro tiene fiebre o no es importante, ya que puede deberse ainfecciones o enfermedades que debemos tratar con urgencia. Debes saber que la temperatura normal de un perro está entre los 38 y los 38,5 grados, de modo que sigue leyendo y comprueba si la temperatura de tu perro es mayor o no a lo indicado, y con ello averigua si tu perro puede estar realmente malo.

Pasos para saber si un perro tiene fiebre

Una de las mejores maneras de saber si nuestro perro tiene fiebre o no es observar su comportamiento. Es importante tener en cuenta cualquier cambio que pueda ocurrir en su cuerpo. Los más comunes son:

  1. Nariz caliente y seca
  2. Carácter nervioso y apático.
  3. Ojos llorosos
  4. Temblores con altas temperaturas.

Si tu perro tiene uno o más de estos síntomas, lo mejor que puede hacer es usar un termómetro rectal. Esto no es agradable para el perro, pero es una forma de conocer la temperatura corporal del animal sin ninguna posibilidad de error.

Engrasa la punta del termómetro con vaselina y pídale a alguien que mantenga a tu mascota inmóvil. Recuerda que lo más lógico es que el animal se mueva cuando siente la presión en el recto. Otro termómetro muy eficiente es el del oído.

Aunque lo más recomendable es acudir al veterinario para determinar las causas y definir el cuidado de tu mascota, hay algunas cosas que puede hacer en casa mientras tanto.

Sin embargo, es importante enfatizar que si después de dos días, a pesar de haber usado uno o más de los remedios que vamos a enumerar, tu perro sigue teniendo fiebre, tendrás que recurrir sin demora al veterinario.

Estas son algunas de las cosas que puedes hacer en casa

  1. Refresca las piernas y orejas. Moja estas áreas del cuerpo y colócalas frente a un ventilador para enfriarlo. No dejes de medir la temperatura constantemente, porque cuando alcanza los 39 grados, debes quitar al animal del ventilador para evitar la gripe y el frío, así como los cambios de temperatura.
  2. Mantenlo hidratado. Tienes que dar a tu mascota mucha agua para beber y así bajar la fiebre. Sin embargo, ten cuidado de no darle demasiado ya que podrías hacerle daño.
  3. Aplica una compresa fría en su estómago. Es posible que intentes rechazarlo, pero cuando sienta sus efectos, lo aceptará.
  4. No lo laves con agua fría, ya que puede producirse un cambio de temperatura corporal y esto podría dañar al animal, en lugar de ayudarlo.
  5. No le des medicamentos para humanos o animales si no han sido recetados por el veterinario.
  6. Nunca uses hielo, especialmente si piensas que en lugar de fiebre, es un golpe de calor. Será suficiente usar agua fría.

¿Cómo es la temperatura normal de un perro?

Si realizas chequeos semanales para comprobar si tu perro tiene pulgas o garrapatas, si lo bañas o si juegas con él ya lo sabrás: nuestros perros tienen la temperatura corpotal más alta que nosotros. Si un humano ronda los 37,5º, la de un perro suele ser de un grado más. Esta valoración, por supuesto, no vale para todos los perros.

Si tu amigo ya es mayor su temperatura será un poco distinta, también si es un cachorro. Diferentes perros, por su constitución y su salud pueden tenerla un poco más alta o más baja. Como lo que queremos saber es si tiene fiebre solo tocándole, lo mejor es que tomes esos 38,5º de referencia pero, por encima de ese dato, valora como cierta la que tú conozcas por vivir a su lado.

¿Qué significa que mi perro tenga fiebre?

Si tu peludo está anormalmente caliente quiere decir que está combatiendo una enfermedad. La fiebre es una reacción de su cuerpo que nos dice que sus anticuerpos están activos. Que tenga fiebre quiere decir que su sistema inmunitario funciona, pero que ahora mismo lo está pasando mal.

39º de fiebre suele estar relacionado con una enfermedad que no es grave, siendo verdaderamente preocupante si sobrepasa los 40º o los 41º. Tanto si llega a esta temperatura como si se pasa más de un día con 39º es urgente que hagas tu consulta a uno de nuestros veterinarios online.

¿Cuál es la mejor manera para saber si mi perro tiene fiebre?

Aunque se puede saber si tu amigo tiene una temperatura anormal con el tacto y a través de un examen corriente, lo mejor es que tengas en casa un termómetro rectal específico para él o uno de infrarrojos para aplicar en su oído. Es importante que sea resistente y flexible para evitar que se rompa, por eso, no uses el rígido de mercurio que tienes para ti y tus hijos, compra uno especial.

Si no tienes uno en casa y crees que puede tener fiebre, los métodos para confirmar tu diagnóstico son los que te explicamos a continuación.

¿Cómo puedo saber si mi perro tiene fiebre sin termómetro?

El aumento de temperatura se detecta en los vasos sanguíneos, por eso hay que examinar las zonas en las que estos son más perceptibles. Empieza por las orejas y por las huellas de sus patitas, examínale también su barriguita y la zona inguinal. En esas zonas es donde mejor se comprueba el aumento de la temperatura. Pálpalas con cuidado y valora si efectivamente está más caliente.

Si no conoces su temperatura habitual porque lleváis poco tiempo juntos, otras maneras de saberlo es comprobar sus áxilas y sus encías, si están hinchadas o enrojecidas es que tu perro tiene fiebre. Otras maneras de saber si está enfermo es mirar su nariz, expulsar moco suele estar relacionado con males que le provocan la fiebre.

Si como decimos esta es tu primera vez mirándole la temperatura, intenta acordarte de su calor corporal ahora que está febril para poder identificar más rápido que tiene una enfermedad la próxima vez.

¿Qué tengo que hacer si mi perro tiene fiebre?

Depende. Si has detectado que la tiene por métodos manuales o por observación puedes comprar un termómetro para ellos para cerciorarte. Si esta es baja, es decir, menos de 39º, puedes esperar un día antes de visitar a tu veterinario porque suele bajarse sola, cuídalo y dale mucho cariño para acelerar el proceso. Si es superior a este valor, acude ya a un especialista. Aunque si nos preguntas a nosotros qué hacer, lo mejor es que ante el menor síntoma de fiebre, también si es de 39º, le hagas una consulta a nuestros veterinarios online.

No de lo decimos por ser alarmistas, pero al acudir a un especialista podrás obtener más información sobre su temperatura habitual, qué hacer si vuelve a subir, qué termómetro comprar, qué remedios caseros puedes emplear y cuándo son efectivos. Además, no sabemos tú, pero nosotros no somos capaces de dormir si sabemos que nuestro peludo tiene un poquito de fiebre, porque puede ser sintomático de una enfermedad grave.

Pin
Send
Share
Send
Send